¿Sabes la razon de porque ENGORDAMOS al ir haciendonos MAYORES?

La batalla contra la báscula es una cosa que tortura a muchos pasados cierta edad… y algunos kilogramos. El cuerpo de los veinte años que creías te acompañaría por siempre comienza a mudar y los pantalones que tanto te favorecían ya no te pasan de las rodillas. Hoy hablaremos sobre metabolismo basal y cómo nos afecta en nuestra vida.

La curva de la dicha, las pistoleras y el flotador semejan haber llegado para quedarse.

Avejentar y engordar son 2 cosas que habitúan a ir de la mano, si bien ciertos científicos aseguran que el incremento de peso en la mediana edad no es totalmente ineludible.

La solución, afirman, está en localizar una actividad física que te haga consumir mucha energía.

Y es que engordar se asocia siempre y en todo momento al metabolismo: la manera en la que nuestro cuerpo consume energía.

Un metabolismo lento es aquel que quema menos calorías en reposo de lo que se considera normal. Se le conoce asimismo como metabolismo basal.

Cuando avejentamos, nuestro metabolismo se ralentiza por una cuestión de supervivencia. Las células queman los comestibles más de manera lenta y tienden a aferrarse a la grasa, listas para tener una reserva de la que echar mano si hace falta.

Mas hay otras causas más ignotas que nos hacen ganar peso conforme ganamos años.

Estas son para el servicio de salud público británico, el NHS, las primordiales razones que se ocultan en el perder peso que no deben ver con nuestro metabolismo.

1. Fármacos

Con la edad llegan asimismo los atribuyas y en ocasiones aparecen enfermedades crónicas que nos encadenan a antídotos para toda la vida. El incremento de peso es un efecto secundario común de muchos fármacos.



Conforme el NHS, los fármacos más frecuentes que pueden ocasionar incremento de peso son los esteroides, los antipsicóticos y la insulina, entre otros muchos.

Solución: jamás te brinques las indicaciones de tu médico más habla con él o bien ella para explorar otros medicamentos.

2. Insomnio

Dormir poco no es bueno para nuestro cerebro más tampoco para nuestro peso y nuestra salud generalmente. El doctor Neil Stanley, especialista del sueño en el centro de salud universitario de Norfolk y Norwich (Inglaterra) asegura que “hay un vínculo realmente fuerte entre la carencia de sueño y la ganancia de peso”.

Conforme avejentamos tendemos a dormir menos conque las probabilidades de engordar acrecientan, advierten desde el servicio sanitario británico.

Solución: dormir más. El doctor Stanley del servicio público británico asevera que “dormir es esencial para nuestra salud física y mental”.

3. La T.V.

Sea por placer o bien pues nuestra salud no nos deja tener una vida físicamente activa, ver mucha TV contribuye a una vida sedentaria, señala Informe21.

Conforme con estudios verificados por el NHS, cuando estamos en frente de la pantalla en muchas ocasiones consumimos calorías que no precisamos.

La dietista del servicio público Anna Suckling explica: “La gente frecuentemente descubre que, mientras que está sentado frente al televisión, tomas comestibles con muchas calorías como las patatas fritas y el chocolate”. Metabolismo basal.



4. Agobio

Conforme nos hacemos mayores las responsabilidades aumentan. Nos preocupamos más y padecemos agobio. Una forma común de encarar esta situación es comer más de lo que precisamos y el azúcar es un comestible recurrente.

Tomar tentempiés azucarados sube los ánimos y es un aporte extra de energía más hacerlo habitualmente puede ser fatal para nuestra salud.

Solución: aparte de procurar quitar lo que te agobia, prepara tentempiés saludables y también procura hacer algo de ejercicio, aconseja la especialista Suckling.

Otras causas ya más frecuentes y relacionadas con el metabolismo son la pérdida de músculo, la disfunción de las hormonas y el incremento de los niveles de azúcar en sangre.


Comparte este artículo sobre Metabolismo basal para que otras personas se beneficien de la información.